• Today is: Viernes, diciembre 15, 2017

  booking alquiler vacaciones

Seguro para móviles: ventajas e inconvenientes

movil
Jose Manuel Bielsa
noviembre23/ 2017

Las tiendas siempre ofrecen la posibilidad de cubrir averías y otros problemas con el móvil que la garantía no cubre. ¿Pero es siempre una buena opción?

Es un hecho que hoy ninguno de nosotros concibe la vida sin un móvil. No solo para hacer llamadas, sino para gestionar nuestra agenda, enviar documentos y hasta trabajar o llenar esos ratos libres que tenemos a veces. Los smartphones forman parte de nuestro día a día, y cuando nos quedamos sin el nuestro, puede que sintamos incluso un poco de ansiedad, debido a que hacemos muchas cosas con él. De ahí que muchas tiendas recomienden contratar un seguro al comprar un nuevo móvil, que puede tener mucho sentido si hemos pagado un precio alto por él.

No obstante, hay puntos a favor y en contra de contratar estos seguros. Por lo que antes de decidirlo es mejor analizarlos.

Puntos positivos que pueden llevarte a contratar un seguro para tu móvil

Es evidente que hay imprevistos que pueden hacer que nos quedemos sin nuestro terminal. Problemas que la garantía del fabricante no cubre, como la rotura de la pantalla, un golpe que cause una avería interna o que alguien nos lo robe. En estos casos, un seguro puede afrontar el gasto de las reparaciones o reponer el teléfono si este ha desaparecido o la avería es irreparable. Sobre todo si trata de un teléfono de gama alta, el seguro para iPhone es la manera de no gastar aún más dinero.

En algunas pólizas de seguros no solo se cubre el robo con fuerza, sino que también lo hace en caso de sustracción o hurto. Lo habitual es que te den uno exactamente igual al modelo que te han quitado, sin tener que pagar nada.

Por qué no asegurar tu teléfono móvil

Pero no todo es positivo en el mundo de los seguros. Para empezar, tendrás que pagar más por tu teléfono, bien de una sola vez o en cuotas mensuales que aumentarán el coste de tu factura. Tal vez sea un precio que no puedas asumir.

Además, el seguro no lo cubrirá todo. Hay algunos que solo se encargan de reparar averías, roturas o accidentes como que el teléfono se moje. Otros puede que sean más completos, aunque busquen maneras de evitar tener que cubrirlo. También hay letra pequeña que te obliga a pagar una parte de la reparación, como las piezas o el transporte. Por ello, debes leer todo antes de firmar para asegurarte de qué es lo que cubre y lo que no. Y si tienes alguna duda, mejor que te lo expliquen todo hasta que lo tengas claro.

El seguro de tu móvil: Algo que no puedes esperar que cubra nunca

La picaresca es una característica muy habitual, por lo que a veces puede darse el caso de que perdamos nuestro teléfono o por alguna “casualidad” lo estrellemos contra el suelo. Estos casos no se cubren en ningún seguro, por lo que igual piensas que basta con denunciar que te lo han robado y presentar el informe para que te paguen un teléfono nuevo.

Es posible que lo consigas, aunque también es posible que la aseguradora investigue un poco y descubra que has tratado de engañarla, pudiendo acusarte de fraude y recibiendo en lugar del móvil una denuncia que te costará bastante más que el dinero de tu terminal. En ti queda decidir si te la juegas o no, ya que es algo muy arriesgado.

Después de analizarlo todo, podrás tomar la decisión de si te conviene un seguro o si es mejor dejarlo pasar, ya que con que tu teléfono se mantenga intacto algunos meses habrás ahorrado lo suficiente como para poder comprarte otro en caso de que sufras algún percance.

Jose Manuel Bielsa